Luis XIV y Felipe II de Orleans contra Felipe V

En 1709, con una Francia azotada por el hambre y unas finanzas mermadas por el coste de la larga contienda, el Rey Sol sopesó sustituir a su nieto en el trono de España por el todopoderoso duque, para facilitar un acuerdo con los aliados. Desvelamos los hilos de esta fracasada intriga

Monarquía HispánicaBorbonesLuis XIV y Felipe II de Orleans contra Felipe V

El año 1709 significó para Felipe V uno de los momentos más difíciles de la guerra que, a la postre, permitió el asentamiento de la dinastía borbónica en el trono de España: la Guerra de Sucesión española. No fue el único momento crítico que hubo de superar a lo largo de aquel conflicto. Muy difíciles fueron también los años 1706 y 1710, cuando las tropas austracistas entraron en Madrid, obligando a la Corte, los consejos y los tribunales a abandonar la capital a toda prisa. Pero, en 1709, a las dificultades militares se sumaron las intrigas de quienes buscaban aunar voluntades para entronizar como monarca a Felipe de Orleans, sobrino de Luis XIV de Francia y tío de Felipe V, el primero de los Borbones españoles.

LAS CLAVES

CANSANCIO. Francia estaba exhausta. Soportaba el mayor peso de la contienda y su economía, muy debilitada, padecía los efectos de un durísimo invierno.

ARMISTICIO. Luis XIV negoció el fin de la guerra, pero la exigencia de que los dominios españoles en Italia pasaran a manos del archiduque lo imposibilitó.

CASTIGO. Los agentes orleanistas fueron descubiertos y trasladados presos a Segovia.

Este contenido no está disponible para ti. Puedes registrarte o ampliar tu suscripción para verlo. Si ya eres usuario puedes acceder introduciendo tu usuario y contraseña a continuación:

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Jose Calvo Poyato
Jose Calvo Poyato
Doctor en Historia Moderna y escritor

Dossiers

Especiales temáticos sobre los grandes acontecimientos de la Humanidad

Menú

Multimedia

Mapas e infografías de batallas, migraciones, grandes monumentos…

te puede interesar...

Tormenta de Invierno: pulso entre Hitler y Stalin

El 23 de diciembre de 1942 rugía la batalla del Myshkova y las esperanzas de una ruptura del cerco hicieron florecer las sonrisas en...

Mi héroe

Una visión muy personal de los protagonistas de la Historia