Etiopía, un imperio africano para el Duce

En 1935, Mussolini ordenó invadir Etiopía. La desigual campaña militar, en la que se gaseó a la población, le llevó a la cima de su popularidad. Pero pocos italianos quisieron instalarse después en un “El Dorado” que se perdió en 1941

Edad contemporáneaEtiopía, un imperio africano para el Duce

La guerra era un componente implícito del fascismo italiano y se hacía alusión permanente a ella en eslóganes como “Creer, Obedecer, Luchar”. Otra faceta fundamental para Mussolini era el imperialismo; el Duce estaba decidido a expandir el imperio colonial en África y a lograr una esfera de influencia en los Balcanes. “Los italianos –afirmaba– debían aprender a vivir en un estado permanente de guerra” para dar paso al “siglo del poder italiano”.

Su mirada se centró en Etiopía, llamada entonces Abisinia. El lugar no había sido elegido al azar. En 1896, un primer intento italiano de conquistar Etiopía se había saldado con un estrepitoso fracaso en la batalla de Adua y la pérdida de 5.000 hombres (el “98” italiano). La derrota produjo una gran conmoción en Italia y, desde entonces, los sectores más nacionalistas clamaban venganza al grito de “Ricorda Adua!”.

Este contenido no está disponible para ti. Puedes registrarte o ampliar tu suscripción para verlo. Si ya eres usuario puedes acceder introduciendo tu usuario y contraseña a continuación:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Alvaro Lozano
Historiador

Dossiers

Especiales temáticos sobre los grandes acontecimientos de la Humanidad

Menú

Multimedia

Mapas e infografías de batallas, migraciones, grandes monumentos…

te puede interesar...

Alarico: la ira de Dios

Alarico, que vivió en la segunda mitad del siglo IV después de Cristo y murió, probablemente, en el invierno del año 410, en la...

Mi héroe

Una visión muy personal de los protagonistas de la Historia

Ir a la barra de herramientas