La joven Pero

Fue una de las muchas mujeres que dejaron huella en la ciudad de Roma, máxima exponente de “La Caridad Romana”, a la cual se erigió un templo

MÁS DEL TEMA...

Cuando la madre de Pero iba al Foro Holitorio a comprar las coles para la sopa cotidiana, buscaba las frutas y verduras más baratas entre los tenderetes que rodeaban el templo de Esperanza y, a veces, se detenía unos instantes para ofrecer a la diosa una torta de espelta. Llevaba a la niña en brazos, bien apretada a su pecho. Ni en sus más remotos sueños hubiera imaginado entonces que, en el futuro, ese mismo lugar sería el escenario de un suceso que daría a su hija fama imperecedera.

Este contenido no está disponible para ti. Puedes registrarte o ampliar tu suscripción para verlo. Si ya eres usuario puedes acceder introduciendo tu usuario y contraseña a continuación:

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Dossiers

Especiales temáticos sobre los grandes acontecimientos de la Humanidad

Menú

Mi héroe

Una visión muy personal de los protagonistas de la Historia

similares

Multimedia

Mapas e infografías de batallas, migraciones, grandes monumentos…

Lo + visto

Ir a la barra de herramientas