La pirámide secreta maya de Kukulkán

Investigadores mexicanos identificaron una segunda estructura en el interior del templo de Chichén Itzá. En 2015 descubrieron que el castillo se levantaba sobre un cenote desconocido

MÁS DEL TEMA...

La península del Yucatán (39.340 km2, el 2 por ciento de la superficie de México) es como un queso gruyer. Entre siete mil y ocho mil cenotes horadan su territorio. Más de 600 kilómetros de galerías y túneles perforan su costa caribeña, que esconde cinco de las cuevas sumergidas más grandes del mundo. Pocos ríos surcan el terreno, pero numerosas corrientes subterráneas atraviesan su subsuelo. Gota a gota, el agua de lluvia disuelve durante milenios, como un azucarillo, las suaves y porosas calizas del Yucatán.

Hay una razón geológica para explicar esta cantidad de pozos y grutas acuáticas: la descomposición del sustrato calcáreo de las rocas acaba provocando a lo largo del tiempo una depresión de la capa superficial del terreno. Un hundimiento que, en ocasiones, puede alcanzar los cien metros de profundidad. Los mayas bautizaron a estas cavidades con el nombre de ts’ono’ot o d’zonot (caverna con depósito de agua) y les atribuyeron propiedades religiosas.

Este contenido no está disponible para ti. Puedes registrarte o ampliar tu suscripción para verlo. Si ya eres usuario puedes acceder introduciendo tu usuario y contraseña a continuación:

Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

Dossiers

Especiales temáticos sobre los grandes acontecimientos de la Humanidad

Mi héroe

Una visión muy personal de los protagonistas de la Historia

similares

Multimedia

Mapas e infografías de batallas, migraciones, grandes monumentos…

Lo + visto